Cómo crear un buen diseño que guste a tus clientes

El diseño gráfico es una de las joyas emergentes del mercado de trabajo freelance.

Actualmente más del 30% de los trabajos que se tercerizan son de diseño gráfico, cada día hay más empresas que apuestan por los profesionales freelance para llevar a cabo las tareas de diseño y cada vez existen más profesionales cualificados dispuestos a darse a conocer, exportar su talento y fidelizar clientes.

Autor: Tnarik Innael
Autor: Tnarik Innael

Es por eso que crear un buen diseño que enamore a tus clientes es fundamental no sólo para conseguir buena reputación en la plataforma sino también para afianzarte como profesional y lograr desmarcarte del resto.

Y aunque una buena parte de eso tiene que ver con la imaginación, el talento, las habilidades y la creatividad de cada uno, lo cierto es que existen ciertas claves que pueden ayudarte a crear un diseño exitoso que guste a tus clientes.

Desde Workana te compartimos 6 reglas de oro que, sumadas a tus aptitudes, sacarán de ti los mejores diseños.

6 reglas de oro para diseñadores gráficos que buscan un buen diseño

1. Ten muy claro el concepto antes de comenzar

Nunca comiences a trabajar en un proyecto sin tener claro el concepto y el mensaje a transmitir.

Aunque pueda parecer lógico, son muchos los profesionales que comienzan a trabajar en un diseño sin antes haberse asegurado de haber captado la idea al 100%, así que trata de confirmar siempre a tus clientes el trabajo a desarrollar para que así cuando comiences a trabajar lo hagas sobre seguro.

No importa si te han encargado el diseño de una página web, de un logotipo, del merchandising de la empresa, de un flyer o de una revista… Sea cual sea el trabajo, asegúrate de haber comprendido bien el mensaje y de ese modo optimizarás tu tiempo al máximo y te asegurarás no tener que repetir el trabajo.

2. Hay que comunicar, no decorar

Nunca decores por decorar: hazlo todo con un propósito y trata de comunicar a través de tu diseño todo lo que tu cliente quiere transmitir.

Si en la descripción del proyecto no te detalló qué es lo que desea transmitir a su audiencia, pregúntaselo: de ese modo no solamente le estarás ayudando a fortalecer el mensaje sino que además te estarás asegurando un buen diseño que además de atractivo visualmente también lo sea en cuanto al mensaje.

3. Tienes que ser universal

Recuerda: tu trabajo es tuyo pero no es para ti, así que trata de ser universal. Eso no quiere decir que tengas que hacer diseños mediocres, pero sí tienes que saber llegar a todo tipo de audiencia y ser entendible también fuera de un determinado contexto.

Mantén lejos de tus diseños los bailes de colores y tipografías. Elige los colores con un propósito y trata que combinen entre sí; y lo mismo con las tipografías: utiliza dos o tres familias tipográficas diferentes como máximo, y evita usar fuentes como Comic Sans a menos que sea imprescindible o estés diseñando una invitación para una fiesta de cumpleaños.

4. Trata cada proyecto como si fuese único

Cuando un cliente terceriza un trabajo espera que el profesional dé lo mejor de sí, así que simplemente hazlo. Muestra tu mejor versión en cada diseño y haz como si cada creación fuese la última, la más importante, la que te permita afianzarte como profesional exitoso en el campo del diseño… Y eso se plasmará en los resultados.

Cuando te sientes a diseñar, céntrate en resolver problemas. Busca ideas, exprime tu creatividad, sé fiel a tu estilo sin perder de vista lo que busca tu cliente, crea, juega, mezcla colores y tipografías… Y busca crear siempre diseños únicos que atrapen visualmente al lector y le hagan detenerse en tu diseño.

5. Comunica al cliente antes de avanzar

Quien comunica más se equivoca menos, así que cada tanto muestra los avances del diseño a tus clientes. No se trata que llenes de mensajes su buzón de entrada, pero mostrarles el camino que estás siguiendo y enseñarles un boceto o las primeras pinceladas puede ahorrarte algunos disgustos, como por ejemplo repetir el trabajo o tener que modificar buena parte del diseño.

6. Estate a la última en tendencias

El diseño gráfico es un campo que constantemente está cambiando, tanto de manera creativa como técnica, así que es muy importante estar a la última en tendencias, potenciar el aprendizaje de nuevas habilidades y centrarse en mejorar y ampliar los límites de la creatividad.

Dedica todos los días un tiempo a mejorar tu formación y aprender cosas nuevas, mira tutoriales donde puedas aprender nuevas técnicas, busca nuevos métodos y trucos útiles, suscríbete a blogs sobre diseño para aprender de otros diseñadores, lee libros sobre diseño… Todo lo que te ayude a ser un mejor profesional es bueno así que dedícale tiempo y ganarás en resultados.

Y sobre todo: nunca dejes de creer en ti, y ten presente que la práctica juega un papel muy importante para convertirte en un buen profesional que logra vivir de sus propios diseños.

¿Quieres trabajar como diseñador freelance? Aplica en los proyectos sobre diseño que diariamente publicamos en Workana y comienza a poner en práctica estos consejos 🙂

2 Comentarios
  1. MUY buen aporte grasias soy un principiante con muchas ganas de aprender esto me ayudara mucho aparte de que ya tengo mucho amigos profesionales y cualquiere duda me ayudan y me aconsejan a mejoral grasias por ese lindo aporte.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *