Cómo trabajar con un Community Manager freelance

Contratar a un community manager freelance en Workana es una excelente estrategia para ayudar a tu empresa a crecer y alcanzar todo el potencial de tu marca.

Un buen community manager es responsable por crear y mantener la comunicación de la empresa con su público, aumentando su alcance y sus números. También deberá monitorear la reputación de la marca en las redes sociales y gestionar las actividades de cada uno de los miembros del equipo de creación de contenidos, cuando fuera necesario.

Pero más allá de eso, Yaron Shoshan, director de la comunidad de WeWork India, afirma que en su empresa “el rol del community manager es construir una red de comunidades, conectar con ellas y ayudarlas con las necesidades de sus emprendimientos“. 

Sabemos que las redes sociales cambiaron el perfil de los anuncios y de las ventas, y que tener una fuerte presencia online es esencial para cualquier producto. Según datos difundidos por la Pulso Social, la demanda de community manager en Workana se ha duplicado en 2017. Y eso no es todo: la cantidad de freelancers registrados en este segmento creció un 43% en el último año.

Para trabajar con un community manager freelance de la mejor manera posible, seleccionamos algunos tips para ayudarte a establecer una colaboración eficaz. Paso a paso, vas a descubrir cómo encontrar al profesional freela ideal para tu proyecto. Echa un vistazo:

1. Conocer el estilo de comunicación de la marca y su público

El profesional necesita estar en total sintonía con la marca, con cómo desea alcanzar sus clientes y de qué forma se podrá hacerlo empleando las herramientas que la comunidad tiene a su disposición.

Si pensamos en Netflix o Nubank, por ejemplo, inmediatamente recordamos la forma con que estas empresas se relacionan y dialogan con sus consumidores.

Entonces, antes de buscar el profesional ideal para tu proyecto, analiza detallada y cuidadosamente qué tipo de imagen quieres transmitir con tu marca. ¿Quiénes son tus clientes y qué desean?

Elabora una planificación completa, incluyendo la franja de edad y la ubicación de tus actuales y potenciales consumidores, por ejemplo. Estas consideraciones serán esenciales para los planos y estrategias que elaborarás en el futuro.

2. Definir las redes sociales

Defina en cuáles redes sociales crees que tu marca debería estar presente. Las redes más populares en Latinoamérica son:

  • Facebook: es la red más popular entre los latinoamericanos con acceso a Internet. La cantidad de usuarios mensuales en Latinoamérica ya supera los 85 millones, siendo México y Argentina los países con mayor cantidad de usuarios registrados. Además, solo en Brasil, Facebook cuenta con 127 millones de usuarios mensuales, siendo que 90% acceden a la plataforma desde sus celulares. Facebook permite compartir textos, gifs, imágenes y vídeos, siendo la red preferida por muchas marcas para llegar a su público.
  • Instagram: la plataforma viene ganando popularidad en los últimos años y ha ayudado a fortalecer la cultura de la selfie. Actualmente, es el canal favorito del público joven y femenino, que sigue a sus influencers  a través de dicha plataforma.
  • Twitter: es un excelente espacio para establecer una comunicación rápida con el cliente, así como para promover promociones y novedades de forma dinámica y objetiva. Soporta microtextos de 280 caracteres, gifs, imágenes y vídeo.
  • YouTube: cuando hablamos de ventas, vale la pena incluir los vídeos de YouTube que demuestran y valorizan el producto. Para eso, la marca necesita tener su propio canal, donde podrá publicar sus vídeos y compartirlos también en las otras redes sociales. Otra ventaja es que ser activo en YouTube también te permite establecer sociedades con youtubers que contemplen tu público objetivo. Los clubes de libros TAG y Leiturinha (Brasil), por ejemplo, vienen logrando números extraordinarios al contar con el apoyo de videos en YouTube.
  • LinkedIn: aquí la idea y la propuesta de interacción están enfocadas en el mundo de los negocios, emprendedorismo y empleo. Algunas marcas vienen apostando fuerte en la creación de contenidos de calidad para LinkedIn, como artículos y estudios publicados exclusivamente en esta red.

3. Tareas del Community Manager

Tras elegir los canales de comunicación, llegará la hora de decidir las tareas que el profesional necesitará cumplir y administrar: número y frecuencia de posts (¿serán diarios? ¿semanales?), comentarios y mensajes privados (¿cómo serán las respuestas a tus consumidores?), etc.

4. Publicar tu proyecto en Workana

Ahora será el momento ideal para publicar tu proyecto en Workana y encontrar al mejor freelancer para el trabajo. En la plataforma de Workana podrás encontrar miles de profesionales remotos dispuestos a trabajar para tu marca.

En la descripción de tu proyecto, cuente un poco sobre tu empresa y tus expectativas,  y aclare qué redes sociales el community manager deberá conocer bien y administrar. La idea es utilizar toda la planificación que hiciste anteriormente para ser bien detallista y cuidadoso al explicar de qué se trata tu proyecto. De esta manera, será más fácil seleccionar el profesional con el perfil adecuado para el trabajo.

5. Detalles finales

Después de explicar todo lo que necesitas, deberás elegir si el pago por el trabajo será realizado de forma total, al finalizar el proyecto; o si prefieres que el freelancer trabaje por horas.

En esta segunda opción, el freelancer queda a disposición de tu empresa y registrará las horas trabajadas en su diario de trabajo en Workana, siempre que le encargues alguna actividad. Para saber más sobre la contratación por horas, puedes hacer clic aquí.

6. ¡Ya es hora de elegir el freelancer ideal!

Una vez publicado tu proyecto, recibirás diversas propuestas de los freelancers en Workana. Antes de elegir el profesional que mejor se encaja en el perfil que deseas, verifique su reputación en la plataforma, calificaciones y comentarios de otros clientes, etc. Así, podrás conocer mejor quién es este colaborador que será parte de tu equipo.

Para chequear estos datos, basta con acceder al perfil del freelancer, haciendo clic sobre su nombre. Ah, es bueno resaltar que la comunicación entre ustedes siempre se dará en la plataforma, con total seguridad y rapidez.

Recuerda también que es muy importante que el freelancer elegido tenga las siguientes calidades:

    • Facilidad con las palabras;
    • Excelente ortografía y redacción;
    • Conocimientos en comunicación y marketing;
    • Experiencia en el manejo de redes sociales y/o contenidos para la web;
  • Empatía e identificación con tu marca.

7. Datos de acceso y reportes

Lógicamente, necesitarás dar acceso a tu community manager a tus redes y canales online, brindándole tus datos de acceso, contraseñas, etc. Caso prefieras, puedes crear este acceso y liberar los permisos necesarios para cada opción de red.

Con el trabajo ya iniciado, deberás decidir cómo quieres recibir los reportes de tu community manager. Muchas marcas optan por recibir reportes diarios o semanales. De esta manera, podrás estar siempre actualizado con lo qué sucede entre tu marca y el cliente, sus alcances y proyecciones, además de chequear el trabajo que el profesional viene realizando.  

Estamos seguros de que estos tips te ayudarán a encontrar al community manager freelance ideal para cuidar de tus redes y hacer que tu marca sea más activa y presente en Internet. Fue justamente para eso que Workana ha sido creada allá por el año 2012: para ser el puente de conexión entre los mejores profesionales y los clientes que necesitan su talento.

Por eso, no pierdas más tiempo y contrata ahora mismo a un community manager para tu empresa. ¡Haz clic aquí para poner en práctica nuestros consejos y comenzar ya!

Subscribe to the Workana newsletter and keep updated