Cómo transformar tu idea en un emprendimiento de alto potencial

Cómo transformar tu idea en un emprendimiento de alto potencial

Ya te decidiste a dejar de soñar y empezar a “hacer”. Es la mejor decisión que puedes tomar en tu vida para conseguir el cambio que deseas. Emprender es el camino ideal para dejar de tener jefes, manejar tus propios horarios y ganar tanto dinero como te propongas.

Eres consciente de que emprender es una aventura que vale la pena vivir. No es “soplar y hacer botellas” pero se puede tener éxito si sigues ciertas reglas. En Workana las aplicamos y nos fue muy bien. Tuvimos nuestros altibajos hasta establecernos, pero como las bases eran sólidas, pudimos pasar todas las tormentas que afrontamos.

Para que puedas ahorrar tiempo, dinero y dolores de cabeza, preparamos esta guía en la que te enseñamos como tienes que hacer, paso a paso, para transformar tu idea de negocio en una startup de alto potencial.

A la guía la armamos en base a todo lo que aprendimos en estos años. En Workana empezamos hace poco más de 5 años, éramos 4 amigos con una buena idea y muchas ganas de trabajar y hacer cosas. Nos lanzamos a la aventura, le metimos con todo…

Acertamos y nos tropezamos, como era de esperar, pero siempre buscamos la forma de sobreponernos (aún lo seguimos haciendo). Trabajos mucho, tomamos buenas decisiones estratégicas y sí, también tuvimos un poco de suerte, y así llegamos a convertirnos en la plataforma N°1 de contratación de freelancers en América Latina. (Conoce más de los que hacemos en Workana con un clic aquí).

Si quieres tener tu propio emprendimiento exitoso, te recomiendo que sigas estos consejos uno por uno:

Empezá ya mismo, pero antes…

¡Rápido, piensa en alguna empresa exitosa, cualquiera que se te venga a la cabeza! Apple, Uber, Airbnb, Facebook…  cualquier startup en el que hayas pensado, lo más probable es que haya empezado con un plan de negocios trazado. Ese plan puede cambiar, pero si lo trazas bien desde el principio vas a tener muchas más chances de que te vaya bien.

No hace falta que sea un plan súper profesional elaborado por un Licenciado en Administración de Empresas.  Pero si es necesario tener en claro las cuestiones generales que van a guiarte: qué vas a hacer, cómo lo vas a hacer, con quiénes, a qué clientes vas a apuntar, en qué mercado vas a trabajar, cuánto dinero necesitás para empezar, quién es tu competencia, etc.

Sabemos que hacer un plan de negocio no es lo más divertido del mundo. Pero te aseguro que plasmar tus ideas por escrito te va a ayudar a ver el camino más claro, así como también servirá para detectar errores y aciertos desde más temprano y, en caso necesario, recalcular el rumbo a tiempo.

En Workana empezamos con una idea: ofrecer un punto de encuentro entre profesionales freelance y clientes que necesitaran contratarlos.

Hicimos nuestro una investigación y observamos que el mercado estaba en pleno crecimiento (y sigue así, cada día más), es decir que había clientes y usuarios potenciales.

Y también observamos que había plataformas similares pero enfocadas en otros continentes, con lo cual teníamos una brecha para asentarnos (como hicimos).

Con esto listo, nos juntamos los 4 socios fundadores y empezamos a delinear y desarrollar la plataforma y cómo nos moveríamos. Desde el día uno nos propusimos maximizar el uso del tiempo y ahorrar costos innecesarios, así fue como empezamos a tercerizar mediante freelancers gran parte del trabajo hasta poder empezar a contratar personal fijo. Si tienes definidas este tipo de cuestiones desde el vamos te va a ser mucho más fácil avanzar.

Diseñá un logo que te represente

Si sos emprendedor es porque soñás en grande. Imaginás que el logo de tu emprendimiento va a estar en carteles en la calle, el en subte, publicidades a página completa en el diario, en la tele y, por qué no, en el cine. Si te proponés llegar a ese nivel de exposición, vas a necesitar un buen logo. Uno que te represente.

Tener un buen logo es fundamental para causar una buena impresión desde que el emprendimiento da sus primeros pasos y empieza a captar los primeros clientes.

En Workana a eso lo tuvimos en claro desde el primer día. Diseñamos un logo en forma de letra O con varios colores. Representa que entre varios podemos hacer más y que nos podemos apoyar en otros para seguir creciendo y avanzando. Aquí abajo podés verlo:

 

 

Para diseñar un logo ganador vas a necesitar un poco de inspiración. Está bien que mires logos de empresas que admires.

Después lo mejor que puedes hacer (en lugar de crearlo vos mismo) es encargárselo a un diseñador. ¿Es caro? Para nada. Los precios varían, y además de ser accesible, es la mejor inversión que vas a hacer en los primeros días de tu emprendimiento.

Para agilizar y ahorrar, en vez de acudir a una agencia, la opción más inteligente es contratar un diseñador freelance, que se adecúe a tu presupuesto. Uno que entiendas las nuevas tendencias de diseño y que sea capaz de plasmar lo que quieres reflejar en el logo.

Puedes usar Workana para contactar diseñadores freelance y empezar a trabajar con ellos. El uso de la plataforma es gratuito. Solo pagás una vez que el diseñador realiza el trabajo y estás conforme con el resultado.

Y, por supuesto, cuanto más claro lo tengas y mejor expliques lo que querés, más chances tendrás de que el diseño sea exactamente lo que tenés en mente.

En esta imagen puedes ver un ejemplo de cómo se solicita un logo a un diseñador freelance en Workana.

Contá tu historia y conectá

Bueno, ya tienes tu logo listo. Como seguro que ya estás dispuesto a seguir adelante con tu emprendimiento, vamos a explicarte cuál el siguiente paso. Lo que vas a tener que hacer ahora es ponerle un slogan a tu logo que termine de complementarlo y vaya dándole forma a tu marca.

En Workana tenemos el slogan “¿En qué estás trabajando?”. Expresa nuestro compromiso por apoyar la revolución que se está gestando en la forma en que se trabaja y se contrata en la actualidad, en dónde se requiere más flexibilidad, rapidez y posibilidades.

Esta es una parte fundamental para ir tomándote las cosas bien en serio y pensarlas a largo plazo y con posibilidad de crecimiento.

El eslogan no sólo va a dar más pista sobre lo que hace tu emprendimiento, sino que va a hacer algo muy importante: va a conectar con tus clientes.

En Workana también puedes contactar freelancers de marketing y publicidad para que te den una ayuda con esto. Podés contactarlos con un clic aquí.

Todo emprendimiento necesita una página web

Internet llega al 90% de la humanidad, si querés ser conocido, tenés que estar en Internet.

A su vez, el comercio electrónico mueve cada vez más dinero, así que no es una mala idea pensar en un ecommerce. Todo producto o servicio puede venderse hoy online.

¿Qué vas a necesitar para tener tu web funcionando?

En primer lugar, comprar un dominio. Es probable que la dirección www.lamejormarca.com esté tomado. Pero con un poco de paciencia y creatividad vas a encontrar el dominio adecuado a un precio bajo. Hoy en día puedes conseguir dominios empezando por 10 dólares al año.

En segundo lugar, vas a necesitar una página web que sea ideal para tu emprendimiento. Eso quiere decir que tiene que tener un buen diseño, que se agradable a la vista y que tenga la usabilidad adecuada de acuerdo a tu negocio.

Nuevamente aquí te va a convenir contratar un programador/diseñador freelance en lugar de ir a una agencia.

Puede ser que pienses que tener una página web es caro. En Workana podés encontrar freelancers que diseñan páginas web. 

Aquí dejo una captura de pantalla de nuestra store para que vayas teniendo una idea más acertada de los precios que se manejan en el mercado por una página web. Con un clic aquí podés conocer la store de Workana.

Un gran dato a tener en cuenta es que el 80% de los usuarios de Internet navegan desde su smartphone. Por lo tanto, a la hora de diseñar tu sitio web debe funcionar bien en mobile.

Otra opción interesante es el diseño de una app para tu emprendimiento. Hay apps para todo tipo de proyectos y la programación de una app cada vez es más rápida y accesible. Nuevamente en este caso te conviene considerar un programador freelance antes que ir a una agencia. Así vas a agilizar tiempo y ahorrar costos.

Prestale atención a las redes sociales

Las redes sociales son una herramienta de comunicación, marketing y ventas que tienes a mano y pueden ayudarte a escalar tu emprendimiento a muy bajo costo.

Hay compañías que están haciendo una gran labor en redes sociales. Haz un poco de investigación  y fijate en lo que están haciendo las startups que más te gustan y pensá cómo tendrías que encararlo acorde a tu estrategia de crecimiento.

Tener una base de seguidores en redes sociales en constante crecimiento va a ayudarte mucho a que tus productos o servicios se hagan masivos y tu startup prospere.

El error que cometen muchos emprendedores es subestimar a las redes sociales y pensar que es muy simple usarlas bien. Como consecuencia, nunca consiguen los resultados esperados.

Lo que puedes hacer para ahorrar dinero y tener un gran impacto es encontrar un community manager freelance en Workana. Te va a ayudar a definir tu estrategia en redes sociales y, como va a trabajar por horas o por un número X de posteos al mes, te va a salir muy rentable sumarlo a tu equipo desde el comienzo.

Forma un equipo efectivo… presencial o remoto

Ya sea que empieces solo o con algunos amigos/socios, es raro que puedan cubrir todas las áreas necesarias para salir al ruedo. Cuando necesites trabajos puntuales (como pueden ser página web, blog posts, redes sociales, etc.). en lugar de contratar una persona a tiempo completo o tener que estar molestando amigos o familiares (a los que después les debes favores) opta por contratar un freelance.

El trabajo freelance crece a pasos agigantados, puedes encontrar un freelancer que cubra prácticamente cualquier puesto. Cada vez que necesites algo, puedes crear un proyecto y publicarlo en Workana. En seguida los freelancers interesados te van a empezar a hablar y te van a hacer llegar sus propuestas y presupuestos. Vas a poder preguntarles todo lo que quieras, ver sus portfolios, leer comentarios de otros clientes con los que trabajaron y pagarles sólo cuando estés satisfecho con el trabajo que te entregaron.  

El mundo está en constante movimiento. Para adaptarte y poder emprender sin una inversión grande considera seriamente tener un equipo remoto que te ayude a tener éxito.

Y por último, recordá que no estás solo

Un último consejo que podemos darte es que aceptes la ayuda de mentores o personas con más experiencia que haya pasado por situaciones similares. Escucha sus vivencias, aprende de sus errores y sus aciertos. Incorporarlo te va a ayudar a tener éxito más rápido y con menos dolores de cabeza.

Para poner nuestro granito de arena, desde Workana te iremos escribiendo por mail, explicándote como podés acortar el camino y alcanzar tus objetivos antes. Te vamos a dar herramientas que te van a servir en tu faceta de emprendedor, tanto en aspectos puramente de negocio como personales.

 

Te deseamos mucha suerte transformando tu idea en un emprendimiento de alto potencial. Si seguís este plan de acción no vas a fallar.

Saludos

PD. Para conocer más de Workana y empezar a emprender con esta plataforma hacé clic aquí.