0 Liked

Las nuevas reglas del trabajo, el nuevo Día del Trabajador

En los tiempos de Netflix, Spotify, Amazon, Uber, Tesla (solo por mencionar algunos) vemos cómo se reinventan nuestros conceptos y paradigmas sobre prácticamente todo lo que hacemos día a día.

Pero, ¿a qué le dedicamos la mayor cantidad de tiempo justamente? No es muy arriesgado pensar que la mayoría de nosotros respondería: Al trabajo.

En mi opinión y experiencia como emprendedor, el trabajo también está cambiando drásticamente, impulsado por las necesidades y características de una generación que compone a una buena parte de la PEA (Población Económicamente Activa). Las empresas que entienden y son parte de este cambio no sufren la tan temida rotación y por el contrario generan ambientes de trabajo sumamente colaborativos y atractivos para sus equipos. Pero, ¿cuáles son los puntos claves para ser parte de este cambio?

Seguramente no sea una respuesta única ni genérica, pero desde mi experiencia como co fundador de Glamit, una empresa con un equipo de más de 75 personas y en fuerte crecimiento, puedo arriesgar algunas ideas.

Nuestras Convicciones

Hace unos días un amigo y compañero de trabajo me decía ;“Es muy loco que no haya conflictos internos en Glamit, somos un montón y hay muy buena onda entre la gente”. Si bien es cierto que uno no está dentro de la cabeza de cada persona, en nuestros espacios de trabajo se respira un ambiente de gran compañerismo. Y a veces las preguntas más difíciles tienen las respuestas más sencillas. En nuestro caso siempre fuimos fieles a nuestra convicción de crear un espacio de trabajo donde todos se sientan motivados y reconfortados. Suena lindo, pero llevar esos conceptos a la realidad es un gran desafío, más aún cuando el equipo crece rápido.

En Glamit no tuvimos una misión y visión que comunicamos a nuestros empleados desde el día 1, pero siempre respaldamos nuestras palabras con nuestras acciones. Esto no significa que NO hay que tener una misión y visión, pero sí significa que son mucho más importantes las acciones que los dichos, una realidad tan trivial como potente. Nuestra flexibilidad (vacaciones, licencias, horarios, etc.), el foco en trabajar por objetivos y la transparencia siempre nos rindió sus frutos. LA clave es que no podríamos haberlo hecho de otra forma, porque realmente creemos en lo que decimos y actuamos en consecuencia. Si quisiéramos forzarlo, no funcionaría.

Esto no quita que hayamos tenido que pasar situaciones difíciles, pero nuestro equipo siempre nos respaldó porque era consciente de la realidad y la coyuntura de cada etapa que fuimos atravesando. Estoy seguro que es porque ellos también valoran lo que la empresa representa y genera. El apoyo del equipo nos llevó hasta donde estamos hoy y es nuestro continuo desafío seguir por este camino a pesar del crecimiento.

NETFLIX, un referente

En lo que es considerado por muchos uno de los documentos más relevantes en esta transformación cultural del trabajo, Netflix deja en claro algunos conceptos reveladores por su claridad y en muchos casos por su universalidad.

Claramente no todo aplica, por las diferencias de tamaño, de mercado, de país, etc. Pero nuevamente una de las ideas centrales del documento es ser fiel a las convicciones, y promover la autogestión eliminando así las burocracias y procesos innecesarios. Cuando un equipo entiende y conoce los objetivos todo fluye.

El tren ya arrancó

Muchas empresas tradicionales no entienden o reconocen las exigencias que les plantea la realidad (a través de los trabajadores). Es por eso que cada vez hay más emprendedores y trabajo independiente (freelance). La tendencia es imparable, el cambio inevitable.

Es un lugar común decir que hay que involucrarse para generar los cambios que uno desea ver, y a veces algunos ámbitos nos parecen muy hostiles y esos cambios imposibles de lograr.

Emprender, solo o acompañado, es un arma muy poderosa en dos sentidos. Por un lado, nos permite cambiar nuestra realidad laboral, a la que dedicamos gran parte de nuestras vidas, y por otro (para mí el más importante), nos permite brindar la oportunidad de cambiar la realidad de muchos otros.

Esa fuerza transformadora es realmente un combustible indispensable a la hora de afrontar los enormes desafíos que nos propone ser nuestros propios jefes.

Alan Valicenti, emprendedor entusiasta y Director de Glamit.

¿Qué mejor forma de celebrar el Día del Trabajador que comenzar a buscar el trabajo de tus sueños? Mira las oportunidades de trabajo en América Latina.

Para quienes quieren emprender con un negocio propio, ¡creen un proyecto en Workana y contraten freelancers que los ayuden a desarrollarlo!

Y para los profesionales independientes, aquí pueden buscar nuevos proyectos freelance:

Revisa las herramientas pensadas para freelancers en VidaFree.la, como la Calculadora Freela, que te ayudará a saber cuánto cobrar como freelancer, o mira en directo cuánto cobran por hora los freelancers latinoamericanos

 

Leave a Reply